Esto se debe a la aceleración del ritmo de estrés de la vida profesional y alto costo del tratamiento de los problemas sexuales psicológicos comprar-rx.online
Inicio Articulos Opinion


Elecciones en Colombia el triunfo de la derecha y los buenos resultados del centro izquierda

E-mail Imprimir PDF
Usar puntuación: / 0
MaloBueno 

Pedro SantanaBisSe realizaron este domingo 11 de marzo las elecciones parlamentarias en Colombia y al mismo tiempo se realizaron las consultas de la extrema derecha entre los precandidatos Iván Duque, Marta Lucía Ramírez y Alejandro Ordoñez, la cual fue ganada ampliamente por Iván Duque del Partido Centro Democrático del expresidente Álvaro Uribe Vélez. Duque sacó un poco más de 4 millones de votos (4´044.509) seguido por Marta Lucía Ramírez con 1´538.882 y Alejandro Ordoñez 385.110 votos, lo que sumado les dio 5´968.501 votos.

Con este resultado Duque queda con una alta probabilidad de pasar a segunda vuelta en las elecciones del próximo 27 de mayo en que se realiza la primera vuelta presidencial. Esta votación fue el 34.46% del total de la votación y para pasar a segunda vuelta se estima necesario tener por lo menos el 30% del total de la votación. Diversos analistas al examinar la votación de Duque se preguntan si mantendrá todo el volumen de la votación que obtuvo en esta consulta dado que grandes partidos no concurrieron formalmente a las consultas pero los ciudadanos que los votaron pudieron participar y de esta manera garantizaron el triunfo de Duque y la no despreciable votación de Marta Lucía Ramírez.

incertidumbre

Sea como fuere el resultado es bueno para la coalición de centro derecha que da un paso significativo y a la vez preocupante de retornar al poder en medio de un frágil proceso de Paz en que los asuntos fundamentales como el tema del fondo de tierras para la paz y el programa de titulación de unos 7 millones de hectáreas a las familias campesinas al lado del programa de sustitución de cultivos no solo no están consolidados sino que apenas comienzan a ponerse en marcha. El proyecto de ley de reforma rural integral ni siquiera ha sido presentado al Congreso y la reforma política se hundió así como las 16 circunscripciones especiales de Paz. Esta candidatura ha prometido revisar tres puntos de los Acuerdos de La Habana: no permitir que los jefes guerrilleros sean parlamentarios, de hecho con su participación en las elecciones de este domingo ya fueron elegidos cinco senadores y cinco representantes. Ellos se posesionarán el próximo 20 de julio cuando se instale formalmente el nuevo Congreso elegido este domingo. ¿Cómo harán para revertir esta situación? Han propuesto o bien una reforma constitucional para echar atrás la reforma constitucional aprobada por este Congreso y validada ya por la Corte Constitucional lo cual hace de este camino algo muy difícil; también han hablado de convocar un referendo derogatorio de esta reforma constitucional que requiere una mayoría calificada de los ciudadanos algo cercano a los 25 millones de votos lo cual parece poco probable. Aun así Duque sigue manteniendo esta promesa electoral y muchos ciudadanos lo han respaldado. Lo propio podría decirse de otra de las banderas electorales de reforma de los acuerdos como aquella de eliminar la conexidad del narcotráfico con la subversión armada que es un delito político. La jurisprudencia de las altas cortes desde hace muchos años ha validado esa conexidad que ha sido ratificada recientemente en reformas legales aprobadas y validadas por la Corte Constitucional. De ganar Duque la presidencia viviremos una polarización durante los cuatro años que vienen. De eso no cabe la menor duda.

En la consulta de la izquierda la ganó ampliamente Gustavo Petro quien obtuvo 2´849.331 votos y Carlos Caicedo 514.978 votos para un total de 3´364.309 lo que representó el 19.42% del total de la votación. Esta cifra siendo buena para una consulta en la que solo participaron estos dos candidatos no es suficiente para pasar a segunda vuelta en donde como ya dijimos se requiere una votación de más o menos el 30% es decir suponiendo que se mantiene el volumen de la votación alrededor de los 17 millones de votos se requeriría un aproximado de 5 millones de votos para pasar a segunda vuelta contando con la realidad de ocho candidatos que concurrirán a las elecciones de este 27 de mayo. La fragmentación puede reducir el porcentaje para pasar a la segunda vuelta.

Como se ha señalado grandes partidos políticos, que ganaron una amplia representación en el Congreso no concurrieron a las consultas y solo orientaron y dirigieron a su electorado para las elecciones parlamentarias. Una rápida mirada a los resultados de estas elecciones parlamentarias indican que el Partido del Centro Democrático ubicado en la extrema derecha logro elegir a 19 senadores perdiendo un renglón de los 20 con que cuenta actualmente en el Congreso de la República, Cambio Radical de German Vargas Lleras obtuvo 16 senadores pasando de 9 a 16, fue el partido con mayor crecimiento electoral. El Partido Liberal en esta ocasión eligió 14 senadores al igual que el Partido de Santos, el Partido de la Unidad Nacional. En las huestes alternativas y progresistas la tendencia fue a su crecimiento. El Partido Verde logro elegir 10 senadores y 9 representantes a la Cámara mientras el Polo Democrático mantuvo sus cinco senadores y dos representantes a la Cámara. La lista de la Decencia impulsada y apoyada por Gustavo Petro y Carlos Caicedo logro elegir 4 senadores y dos representantes a la Cámara; el Partido Cristiano Mira logro elegir 3 senadores. Esto le da a estos sectores independientes una representación de 22 senadores. En temas de paz y desarrollo de los acuerdos podrán sumar los cinco senadores que les otorgó el Estado a las FARC para sumar un total de 27 senadores. Estos son los sectores más comprometidos con los Acuerdos de Paz a los que habría que sumar la bancada Liberal y la Bancada del Partido de la U que daría un total de 55 senadores que constituyen exactamente la mitad más uno de los 108 senadores que conforman el Congreso.

Como se observa y volviendo al tema de la primera vuelta presidencial dos candidatos salieron fortalecidos en las elecciones parlamentarias. En primer término el candidato de la derecha Germán Vargas Lleras, su Partido Cambio Radical obtuvo 2´155.487 votos que se supone lo respaldaran en las elecciones del mes de mayo. Estos votos no le alcanzan y por ello después del 11 de marzo sus esfuerzos se dirigen a lograr el apoyo de otros partidos y en primer lugar del Partido Conservador que también es cortejado por Iván Duque y el Partido de la Unidad Nacional que en este caso es cortejado tanto por los liberales que tienen como candidato a Humberto de la Calle Lombana como por Germán Vargas Lleras. Estos dos partidos sumaron cerca de 4 millones de votos y de ahí la importancia de atraerlos a sus candidaturas. Hasta ahora no hay definiciones al respecto pero las negociaciones avanzan y también los conclaves en que se tomarán estas decisiones.

El candidato del Centro político Sergio Fajardo salió fortalecido pues la Coalición Colombia logro sacar un poco más de dos millones de votos que se supone son su capital político para enfrentar la primera vuelta presidencial. Ahora bien esa votación es insuficiente para pasar a segunda vuelta. Fajardo tendría más que duplicar su votación para aspirar a pasar a segunda vuelta.

En la historia reciente del país solo en el año 2010 la franja del centro izquierda logró pasar a segunda vuelta con el 22% del total de la votación que en aquella ocasión fue de aproximadamente 3.2 millones de votos. En el año 2014 el centro izquierda fue dividido como ocurre ahora y ninguno de los dos candidatos Clara López y Enrique Peñalosa pasaron a segunda vuelta a pesar de que sumados sacaron el 23.49% del total de la votación. Santos pasó a la segunda vuelta con el 25% de los votos y en aquella ocasión el ganador en primera vuelta fue el uribista, Oscar Iván Zuluaga.  La historia podría repetirse nuevamente ahora.

Es verdaderamente suicida la postura de la Coalición Colombia que ha vetado un acuerdo con Gustavo Petro. Pese a la presión de las bases ciudadanas que claman por la unidad, Fajardo y la coalición que lo respalda han señalado que no buscaran un acuerdo con Petro. Ningún partido quiere alianzas con Petro a pesar de los buenos resultados que cosechó en las elecciones de este 11 de marzo. En estas circunstancias no se ve probable que alguno de los dos logre pasar a segunda vuelta. En las actuales circunstancias tampoco se ha abierto paso una coalición entre Fajardo y Humberto de la Calle. Hasta hoy tres candidatos del centro izquierda pujan por llegar solitarios a la primera vuelta. Solo es posible que en este espectro Humberto de la Calle del Partido Liberal pueda cosechar una alianza con el Partido de la U que venderá a muy alto precio su respaldo. Como ya se dijo tres candidatos buscan un acuerdo con este Partido pero hasta ahora no hay definiciones por parte de este que es el Partido de Santos quien se inclina a un acuerdo con Germán Vargas Lleras. Amanecerá y veremos. El juego está abierto y el resultado hasta ahora es incierto.

Pedro Santana Rodríguez

Fuente: Revista Sur, Bogotá, 15 de marzo de 2018

Artículos de Pedro Santana Rodríguez publicados por la Pluma

 Lea en la pluma:

 Alerta: En Colombia, una nueva pacificación disfrazada de paz



Actualizado ( Lunes, 16 de Abril de 2018 17:20 )